martedì 13 luglio 2010

Solo quiero estar ahí cuando la luz de la mañana explote.

Nos empeñamos en hacer difícil lo fácil. Sueños a medias, secados a la luz de la luna y perdidos en dos o tres hojas de papel. Sábanas que cuentan historias interminables y sonrisas de un ayer que caminan a paso firme por mis recuerdos. Situaciones límite, adredalina incontrolable y decepciones continuas que hacen mella en mi yo.
Mi bipolaridad aumenta por segundos, y no veo nada claro. Sentirme inmensamente vacía a ratos, para luego levantar la cabeza y mirar al frente. Decirme a mi misma una y otra vez que la vida va mas allá de lo que veo en un hoy, y más tarde darme cuenta de que quizás no lo conseguiré.
Una marea de emociones cada noche antes de dormir, sentirme insegura ante situaciones que nunca antes viví. Miedo a repetir película, miedo a dar sin recibir. Miedo a la decepción, que sigue latente vaya donde vaya.
He aprendido tanto en tan poco tiempo, pero por otro lado aún titubeo en cuestiones emocionales.
Me siento en el suelo mirando a un lado y a otro, veo relaciones ajenas con sus problemas correspondientes, sus mas y sus menos. Yo solo miro, y pienso. Y comparo, y admiro, y desapruebo. Y aunque a nadie le importe, me ayuda. Me psicoanalizo, analizo mi ayer. Entorno los ojos, mientras mi corazón y mi mente conviven pacíficamente.
Los días pasan sin que pase nada nuevo, los días pasan y yo sigo ahí sentada, en un punto medio, un punto nulo. Pido poco pero pido en silencio, y a veces no se lo que quiero.
Independiente, difícil. Se que soy así, se que mi muro es alto. Quizás doy miedo, quizás...
No quiero mas etiquetas, la vida para mi es tan simple que me hace gritar a veces. Cuando me encuentro agusto con alguien no necesito nada más, y eso me tranquiliza. Luego, no quiero que nadie piense mas allá de la conexión. Es así, y es maravilloso siendo así. No necesito nada más.
No pido amor, pues no estoy preparada aún. Solo pido alguna sonrisa inesperada.

1 commento:

naaaa ha detto...

ME ENCANTA EL TEXTO , MUUAA! :)